in

Paola Pliego decepcionada de México, se naturaliza de Uzbekistán; olvidaron registrarla

La esgrimista Paola Pliego anunció que toma la nacionalidad de Uzbekistán. La mejor representante del sable en los últimos años, no fue inscrita por la Federación Mexicana de Esgrima

La esgrimista Paola Pliego anunció que toma la nacionalidad de Uzbekistán, un país asiático que hace poco menos de tres décadas formaba parte de la Unión Soviética.

Con su nuevo pasaporte en mano, Pliego representará en competencias internacionales a una nación que se encuentra del otro lado del mundo.

De hecho, su nombre ya aparece junto a la bandera uzbeka para competir en el Campeonato del Mundo de Budapest.

La historia de Paola acaba de convertirse en la de una desplazada deportiva. La mejor representante del sable en los últimos años, no fue inscrita por la Federación Mexicana de Esgrima (que encabeza Jorge Castro) a competencias internacionales en los últimos tres años.

Así se perdió Campeonatos Mundiales y Juegos Centroamericanos. Pero el punto más complicado de su historia se dio en 2016: Tres días antes de viajar a los Juegos Olímpicos de Río, fue informada que había dado positivo por modafinil en una prueba antidopaje.

La noticia la hizo perder su sueño olímpico, pero eso no fue lo peor. Un mes después, al abrir la muestra B se comprobó que era un error, que su prueba de orina en realidad no tenía ninguna sustancia. ¿Qué pasó? Nadie lo sabe.

Lo cierto es que el Laboratorio de la CONADE (donde se llevó a cabo el análisis de la muestra) fue suspendido un año tras esa “equivocación”, pero Paola ya se había perdido el sueño olímpico.

Esa fue una herida que nunca cerró, pero era sólo el principio. A partir de entonces, el presidente de la federación dejó de inscribirla bajo el argumento de que no acudía a las convocatorias de este organismo.

Antes de los Centroamericanos de Barranquilla, Carlos Padilla, el presidente del Comité Olímpico Internacional, le prometió que revisaría su caso para incluirla en la lista final de esos juegos. Tampoco sucedió y Paola se perdió la oportunidad de pelear por una medalla.

Hoy Paola tuvo que cambiar su nacionalidad para seguir con su sueño deportivo de llegar a Tokio.


Trump y Xi saben cómo evitar que la sangre llegue al río

Reportan caída de WhatsApp, Facebook e Instagram a nivel mundial